Cada miércoles un cuento en El Estafador

martes, 17 de febrero de 2009

Servicio público: Guardar radiografías



El mejor sitio para guardar las radiografías es debajo de los asientos de los sillones, tal y como puede apreciarse en la siguiente foto:





PD: Un lector anónimo, escandalizado por un consejo tan burdo, escribe: Yo creo que lo mejor es guardar las radiografías el tiempo necesario (lo mínimo imprescindible) y luego reciclarlas en un 


punto limpio! Pero vamos para gustos colores!

5 comentarios:

Srta. Aristas dijo...

¿Y no crees que guardándolas ahí se pueden arrugar? pero vamos, que si me aseguras que se quedan como recién sacadas del revelado... las saco del cajón y las pongo corriendo en el sillón.

fml dijo...

Mi familia lleva guardando radiografías debajo de los sillones por tres generaciones. Lo hizo mi abuela, lo hace mi madre y lo hago yo, después de vencer las reticencias iniciales de Mercedes.

La bondad del método está respaldada por evidencias empíricas. También por evidencias físicas: parte de la presión del cuerpo al sentarse es absorbida por el asiento, el resto se reparte por igual por toda la superficie del mismo, siendo mínimo el impacto sobre la radiografía.

En todo caso, haces bien en desconfiar. Haz la prueba con alguna radiografía que no te importe mucho y convéncete por ti misma.

Anónimo dijo...

jajajja no me lo puedo creer!! lo había borrado de mi memoria!! buenísimo

Anónimo dijo...

Si!, para guardar material radiactivo lo mejors es colocarlo cerca de la zona escrotal del señor de la casa!

Yo cree que lo mejor es guardar las radiografías el tiempo necesario (lo mínimo imprescindible) y luego reciclarlas en un punto limpio! Pero vamos para gustos colores!

elhombreamadecasa dijo...

Anónimo, nos has cortado el rollo. Suelo decir que la sabiduría popular es poco de fiar. Pongo la parte final de tu comentario en la entrada. Un saludo.