Cada miércoles un cuento en El Estafador

lunes, 30 de noviembre de 2009

La goma del butano

Son las doce y media pasadas de la noche del lunes, o sea, de la noche del domingo al lunes. Acabamos de ver dos capítulos de Los Soprano y me he venido al ordenador a ver cómo habían ido las visitas al blog. Estaba tan feliz leyendo los comentarios al post anterior cuando Mercedes ha llegado alarmada al estudio. Tenemos caducada la goma del butano, ha dicho. ¿Pero es que esas cosas se caducan? Me ha dado por jurar en el idioma de NewJersey. Que si Jesus Christ, que si fucking goma del butano (no sé cómo se dice goma del butano en New Jersey)... ¿Y ahora qué hacemos? ¿Esas cosas puede cambiarlas uno mismo? ¿Hay que llamar a un especialista para que te cobre 100 euros por el desplazamiento, 100 por la mano de obra y 100 por las piezas? Y más importante todavía ¿cómo hace esta mujer para darse cuenta de esas cosas?

14 comentarios:

Maite dijo...

Pues porque es mujer, y se da cuenta de eso y de muchas cosas mas.... :) Feliz semana

Lulu dijo...

Mujer y madre, lo sabe todo, ¡TO-DO!
Y cuando eramos pequeños que ni los yogures ni los huevos ni montones de cosas más tenian caducidad y aqui estamos, supuestamente no nos ha pasao na'.

Chelo dijo...

esas cosas también caducan????? ahora no podré dejar de pensar en ello hasta que llegue a mi casa y compruebe la nuestra...

Carmen dijo...

Como dice Lulu, mujer y madre lo sabe TODO.
Eso lo puedes cambiar tú. En la ferretería te venden el tubo. Sólo te hace falta un destornillador y un poco de maña.
En casa los cambio yo, y no soy precisamente Mani Manitas.

Inverosímil dijo...

Esto de las mangueras es un poco como los yogures. Que pone que ha caducado pero lo abres, lo hueles y, si no atufa mucho, pues pa'dentro.

Puedes inspeccionarla en busca de grietas, desmontarla y llenarla de agua que se ve mejor y seguro que está como nueva. Pero también puedes cambiarla y te quedas más tranquilo. Mantenimiento preventivo se llama eso.

Por cierto, ¿cuánto tiempo dirías que tiene? Para echar un ojo a la mía porsiaca.

Miguel-On dijo...

Claro que hay que cambiar las mangueras de gas, es cierto que un poco como los yogures, pero estos no explotan, y el butano si...
Es fácil de cambiar, solamente tienes que soltar unas abrazaderas y luego volverlas a poner.
Para ver si tienes fugas (la vieja o la nueva cuando la montes) no tienes que llenarla de agua, !esto nunca! te puedes cargar el termo, tienes que llenarla de espuja de mistol y ver si salen ponpitas. Exite el método ruso, que es acercar un mechero, pero es poco recomendable.
Una razón de peso para cambiarla es que si te explota el gas y está caducada el seguro se lava las manos...

Anónimo dijo...

no se si ha quedado claro lo del mistol, me referiero rodear de espuma la manguera por fuera cuando está montada

Mª Antonia dijo...

Te pensaba explicar lo de la manguera del gas pero veo que ya te lo han dicho todo,incluso la razón por la que Mercedes se dio cuenta.
Eso sí, no caigas en la tentación de decir"pues sí ,hombre, lleva 20 años puesta y ahora me van a decir que la cambie, ni hablar. Eso cuesta dinero" Más o menos esto dijo tu abuelo paterno cuando le avisaron de que podrían volar él y su vecinos.
Se la cambió su yerno y como no le costó nada se quedó más tranquilo.

stico1949 dijo...

No es por desanimarte pero, normalmente y no se porque esas manías, las mangueras son un poco mas estrechas que las boquillas donde hay que enchufarlas. Pero todo tiene solución. Hierves agua, metes la manguera un rato hasta comprobar que esta blandina, te quemas las yemas de los dedos comprobándolo, mientras juras por las quemaduras se vuelve a enfriar la manguera y otra vez a hervir agua....
Animo, que seguro al final te da para un post de lo mas heavy

elhombreamadecasa dijo...

Maite, ¿qué quieres decir? ¿de qué más cosas que yo no sé se da cuenta Mercedes? ¿no podrá leerme la mente? Bueno, esto último, sí puede, la verdad.

Lulu, bueno, bueno, que algunas madres no saben programar el vídeo. Vale, un tópico. Diré otra cosa. Pues Mercedes sostiene que desde que es madre ha perdido muchas capacidades. Su teoría es que como tiene la cabeza muy ocupada en la crianza, se despista de otros menesteres.

Chelo, sí, caducan, en la manguera está escrita la fecha de caducidad. Es inquietante, ciertamente.

Carmen, ya tengo la goma nueva, tengo el destornillador, ahora a ver si me acuerdo de dónde dejé guardada la maña, que la última vez no la encontré.

Inverosímil, una vez estábamos en una ciudad que está muy lejos y muy "alto". Nos llegó un contendedor que venía desde España con una lata de anchoas que además de llevar vete a saber cuánto tiempo caducada, había estado sin frío durante meses. Nos la comimos sin pensarlo dos veces: buenísismas. La manguera, a todo esto, tendrá unos cinco años.

Miguel-On, ahora Juan insiste en que probemos el método ruso... no vuelvo a leer los comentarios en voz alta.

MªAntonia, no me has explicado la razón por la que Mercedes se dio cuenta. Y estoy viendo la escena familiar que me describes.

Stico1949, te veo muy suelto en cosas de mantenimiento. ¿Es imprescindible lo que quemarse? Es que me apetece más bien poco.

Anónimo dijo...

En mi pueblo a esa refinada "manguera del gas" se le llama "la goma del butano". Y corres grave peligro de muerte si "está pasá".

Sometimes Inviting Eyes dijo...

Apoyo la moción de goma del butano, incluso si no era ninguna moción.
A mí los veranos me pasa cuando veo Weeds... quiero mandar a la gente -damn to hell- y decir Goood for youuuu! con el mayor recochineo posible, y es muy frustrante ;(

elhombreamadecasa dijo...

Anónimo, Sometimes, en mi pueblo también se le llama goma del butano. Es que era tarde cuando titulé el post y estaba en estado de shock por enterarme de que tal cosa caducaba. Voy a cambiarlo.

Mª Antonia dijo...

Creo que Natura dotó a las mujeres (a casi todas) del don de la ubicuidad mental y además les dio la capacidad de preocuparse por, ocuparse de y valorar las cosas "insignificantes" que ,como ves, acaban siendo importantes.
Tengo más ideas,incluso ejemplos al respecto pero resultaría pesada y pedante.