Cada miércoles un cuento en El Estafador

lunes, 9 de mayo de 2011

Mi SOS de chichinabo


Este fin de semana se celebró en Murcia la cuarta edición del festival SOS 4.8 y no fuimos.

Hace unos años, al poco de nacer Juan, hicimos un viaje a Madrid que fue un desastre. Se veía venir pero yo me empeñé en que lo hiciéramos. Desde entonces, hemos aprendido que si un plan se vuelve muy complicado, lo mejor es dejarlo a un lado. Así que desistimos de hacer planes para ir al SOS. Podíamos haber buscado algún apaño para ir un rato algún día pero ya he dicho muchas veces que somos de la escuela de Yoda: las cosas se hacen o no se hacen.

Sin embargo, el domingo por la mañana actuaba Sr. Chinarro (ver foto) en una plaza céntrica, al aire libre, y supuse que, a pesar de que Mercedes, más fan que yo, no estaba, sería buena idea ir con los niños. Miré en varias webs y en todas ponía que empezaba a las 12:30. Así que, con tiempo de sobra, nos pusimos guapos y nos fuimos a la ciudad.

En cada parada de autobús se veía a una pareja de modernos con sus pequeñas maletitas de ruedas y su callejero de Murcia. Quise odiarlos pero no puede. Me caen bien. Ahora, envidiarlos, los envidié a más no poder.

Me costó mucho aparcar porque no tuve en cuenta que estamos de comuniones y el centro estaba imposible. A pesar de eso, cumplí con el horario previsto y un par de minutos después de las 12:30 estábamos llegando al lugar del concierto. Una canción empezó a sonar. Vaya, me dije, han sido puntuales. La plaza estaba a rebosar pero fuimos buscando y al final dimos con un sitio a la sombra en el que se veía bien el escenario. Los hijos parecían dispuestos a dejarme ver tres o cuatro canciones. Suspiré consolado. No he ido al SOS pero al menos veré un concierto. Entonces, Antonio Luque (Sr. Chinarro) se despidió, dejó la guitarra y bajó del escenario. ¿Cómo? Le pregunté a una chica. Ha terminado ya, empezaba a las doce.

Me disgusté tanto que los niños no pidieron ir a un parque y se conformaron con volver a casa sin más.



PD: Maribel, mi suegra, también es del rollo de Yoda. Ella lo diría así: Si te casas, te casas; así que ya te estás poniendo la mantilla y contratando una orquesta con su violín y lo que haga falta.

PDII: Pepi, ni se te ocurra escribir un comentario diciendo que tú sí fuiste y que estuvo todo fenomenal.

4 comentarios:

Pepitilla dijo...

...o_O a mí me pasó lo mismico, cuando llegué ya se había bajado, pero standstill me reconfortaron :P...

Pilar dijo...

¿Y no demandaste a nadie por información engañosa, por daños y perjuicios y por cientos de cosas más?
No sería para menos...

elhombreamadecasa dijo...

Pepitilla, yo ni siquiera pensé en quedarme a ver a Standstill. Torcí el morro y me fui a casa.

Pilar, es que ahora estoy en una fase de deprimirme, más que enfadarme. Me da por resignarme en vez de protestar. Así todo es más tranquilo. Espero aguantar una temporada con este rollo.

accidentalmente.com dijo...

Eso pasa cuando se va a ver modernos que cambian el horario de sus conciertos. Si fuera Ud a ver la señora Pantoja otro gallo nos cantaría...
Jejejeje