Cada miércoles un cuento en El Estafador

viernes, 10 de diciembre de 2010

Darío has the blues, again and again

3 comentarios:

Dámaris dijo...

¡Ay pobre!

Laube dijo...

Sí, mi niño, di que sí... Llora lo que quieras..
Un besote

Pilar dijo...

Yo prefiero enfrentarme a una pataleta descerebrada que a un llanto resignado... por ahí me ha ganado... lo siento.... ¿es imprescindible que se la tome?¿y la medicina alternativa?¿y algo de chocolate para después?... no sé...