Cada miércoles un cuento en El Estafador

martes, 1 de febrero de 2011

Bestiario de elhombreamadecasa: El ¿gallo?

Los defensores de la familia tradicional en realidad no son defensores de nada. Lo que son es gente a la que le gusta atacar a los demás pero van de defensores porque suena mejor. Uno de sus argumentos favoritos es la naturaleza. Lo que hacen esos dos hombres es horrendo y va contra natura. Este argumento es tan endeble que cae por su propio peso pero elhombreamadecasa quiere añadir un ejemplo que acabará con él definitivamente. En la naturaleza no todo es lo que parece y las identidades sexuales son tan complejas como en el mundo humano. Veamos el ejemplo.

A continuación se muestra una foto:




¿Parece un gallo, verdad? Es lo que tiene el dimorfismo sexual. Confirmémoslo con una foto de perfil.



Sí, es un gallo... a simple vista. Pero démosle voz a este animal y dejemos que nos diga qué se siente, qué es:






Después de cacarear como un gallo nos abre el corazón y confiesa que la Naturaleza le hizo macho pero él se siente gallina. Pues eso es todo. A ver ahora quién es el listo que va diciedo qué es y qué no es contra natura.

5 comentarios:

Lulu dijo...

jajajaja, desde luego, vivir para ver

Pilar dijo...

¡Joé, cómo estamos!
Entre tus carreras contra tí mismo, los zumos denaranja con altas dosis de resignación, la apología contra la normalidad familiar.... y todo lo que no cuentas.... ¡está la cosa complicadilla!
Esto de estar estudiando por las mañanas no me deja tiempo ni para respirar y ya lo siento, no poder pasarme más por aquí a leerte más a menudo.... aunque tal y como están las cosas... te veo algo tenso ¿no?
Ánimo que ya queda menos y luego todo puede ir a mejor...

elhombreamadecasa dijo...

Lulu, el gallo-gallina lleva años con nosotros y nadie le desbanca del puesto de peluche favorito.

Pilar, brillante análisis de la situación. Aunque diría que estoy entrando en una fase de cierta tranquilidad, ya veremos.

Jennifer Pascuala dijo...

¿Cómo que gallo? Eso es una gallina del pico a las patas. Si no tiene ni cola!

Elvira, el Cisne Negro dijo...

Jajajajajajajajajajajajajajajaja xDDDDDDDDDD

Un post genial, me estás enamorando :)